En P.R. el 40% de los hogares recibe PAN y el 45% Seguro Social

September 5, 2018

Por décadas, nos hemos creído que somos una economía rica o cercana a ser una economía plenamente desarrollada. La bonanza creada por la era de las empresas 936 (1976 – 1996)  nos hizo pensar eso, cuando por corto tiempo fuimos uno de los principales centros industriales del hemisferio.

 

En las últimas décadas esa creencia o aspiración ha chocado con la realidad de un colapso económico que inició a principios del actual siglo.  Hoy, Puerto Rico enfrenta diversos desafíos que desde la quiebra se nos hace difícil aún comprender y atender. El envejecimiento poblacional unido al incremento en los niveles de pobreza, representan no solo un reto social, sino un desafío para las empresas.  El PNB real se ha reducido por 14%, desde que comenzó la actual crisis en el 2006.

 

 

En el tema de la emigración, por primera vez, la cantidad de nacimientos se reduce, mientras aumenta la cantidad de fallecimientos. En otra palabras, la natural de crecimiento asume pendiente negativa. Mientras que la cantidad de gente emigrando, excede la gente que llega.  Lejos de tener una población de 4 millones, como indican las proyecciones censales para el 2010, hoy estamos cercano a los 3.2 millones de habitantes. 

 

La crisis demográfica representa un serio desafío para el país y las empresas.  Los mercados se reducen, y las industria se consolidan de forma proporcional a este proceso.

 

Análisis de Inteligencia Económica evidencian como industrias como lo de los centros comerciales, los supermercados, y la banca entre otras, enfrentan un serio proceso de consolidación, en su proceso de adaptación a la nueva realidad macroeconómica de Puerto Rico. La consolidación debe continuar al menos por una década más, mientras se implementan los procesos de ajuste fiscal.

 

En el tema de la pobreza, el estancamiento del mercado laboral por la pérdida de 250,000 empleos desde el 2005 al presente, ha provocado un aumento en la dependencia en las ayudas sociales, incluyendo el Programa de Asistencia Nutricional. La dimensión estructural de la actual crisis hace que cualquier programa de estrategias, tomé tiempo en ser implementada con efectividad y ver resultados. 

 

Es momento que las empresas enfrenten este desafío social y demográfico, validando cómo afecta el entorno económico y el mercado en que opera su empresa.   

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Featured Posts

Hagamos del 2019 el año de Puerto Rico

January 1, 2019

1/5
Please reload

Recent Posts
Please reload

Archive